El primer sitio web utilizando el simulador de navegador en modo de línea fue creado por Tim Berners-Lee usando un computador NeXT, y su función era informar sobre la nueva y emocionante World Wide Web.